segunda-feira, 3 de dezembro de 2018

Croquetes Divinos



Ingredientes:


150 gramas de Farinha
100 gramas de farinha de rosca
ovos cozidos duros e picados
1 ovo cru batido para passar os croquetes
¼ de cebola
100 gramas de Presunto a sua escolha
200 mililitros de leite
150 gramas de queijo mussarela ralado
2 colheres de sopa de Alho em pó ou socado
2 colheres de chá de Sal
2 colheres de sopa de Óleo ou margarina

Preparo:

Descasque, pique e refogue a cebola com um pouco de sal. 
Quando a cebola estiver bem refogada, adicione o alho e o presunto picadinho.
Imediatamente depois adicione o leite e a farinha mexendo sempre. 

Misture bem até obter uma massa suave e leve.
Abaixe o fogo e adicione o queijo. 
A massa deve ter consistência - quando inserir a colher e ela não cair, a massa está pronta!

Adicione os ovos picados à base da massa e misture bem. 
Reserve a massa na geladeira por 1 hora, Após isso modelar os croquetes. 
Passe cada um deles primeiro na farinha, depois no ovo batido e finalmente na farinha de rosca.  Frite os croquetes em bastante óleo.

Ingredientes:

1 quilograma de batata
250 gramas de Presunto de perú
250 gramas de requeijão
100 gramas de Queijo mussarela
½ unidade de cebola
1 dente de Alho
2 xícaras de Farinha de rosca crocante

Preparo

Cozinhando as batatas. Enquanto isso, pique finamente a cebola em cubos pequenos e pique as fatias de presunto em cubos de aproximadamente 1 cm de cada lado.
Retire as batatas da água e amassar bem até virar purê.

Adicione a cebola picada no purê de batata, juntamente com uma pitada de sal e pimenta do reino, e incorpore tudo. 
Depois de incorporar a cebola, adicione os cubos de presunto e o queijo esfarelado, incorpore tudo muito bem.

Pegue um pouco da mistura de puré de batata com presunto e queijo e modele os croquetes. Uma vez modelados os croquetes, passe-os pela farinha de rosca, empanando bem.
Coloque os croquetes empanados em uma panela com óleo aquecido e frite-os, virando para fritar de um jeito uniforme.
Escorra os croquetes de presunto e queijo em papel toalha.


(Croquetas de Queso y Jamón)


500 ml de leche
150 g de Queso Viejo La Antigua
80 g de harina
80 g de mantequilla
70 g de jamón serrano picado
1 cebolla
pimienta
sal
aceite de oliva

Para freir

harina
pan rallado
2 huevos
aceite de oliva

Instrucciones



Prepara la bechamel de la croquetas

Ralla el queso curado y resérvalo. Yo usé la parte más fina de mi rallador para dejarlo con una textura tipo polvo.

Corta la cebolla en brunoise, es decir, en cubitos pequeños. Es importante hacerlos bien menuditos para que la textura de la masa de las croquetas quede fina y agradable.

Vierte un chorro de aceite de oliva en una sartén y pocha la cebolla a fuego lento sin dejar que se queme. Echa un pelín de sal para ayudarle a que sude. La cebolla tiene que hacerse poco a poco hasta casi caramelizarse. A mí me tardó unos 25 minutos en llegar a este punto.

A continuación echa la mantequilla y deja que se derrita. Seguidamente añade la harina y cocínala durante 3 o 4 minutos a fuego medio, hasta que empiece a tomar un poco de color.

Baja el fuego al mínimo. Ahora añade la leche poco a poco y ve removiendo constantemente con unas varillas. Este es el truco para que nos quede una bechamel de textura fina. Si viertes la leche de golpe le costará mucho disolverse con la harina y se formarán grumos.

Cuando tengas la bechamel lista, añade el queso rallado, el jamón serrano bien picadito y la pizca de pimienta. Mézclalo todo con la sartén a fuego bajo para que el queso se funda y se integre totalmente. Corrige de sal si fuera necesario.



Vierte la bechamel en un recipiente y cúbrelo con papel film a piel, es decir, en contacto con la superficie del alimento. De esta manera no se hará costra. Deja la masa de las croquetas reposar en la nevera hasta que esté firme. Lo ideal es prepararla de un día para otro

Para que las croquetas de queso no se revienten al freírlas es importante que la capa de empanado sea consistente y que la fritura sea rápida y con aceite muy caliente. Estos son los pasos que debes seguir.

Prepara tres platos con los ingredientes del empanado. Uno con harina, otro con 2 huevos batidos y otro con pan rallado.

Saca la masa del frigorífico y ve cogiendo porciones con ayuda de una cuchara. Rebózalas en harina y dales forma redonda.

Báñalas en el huevo y, después, pásalas por el pan rallado hasta que estén totalmente cubiertas. Repite 2 veces este paso. Es decir, cada croqueta de quedará con 1 capa de harina, 2 de huevo y 2 de pan rallado.

Cuando tengas listas todas las croquetas, fríelas en abundante aceite caliente. Sumérgelas en el aceite durante unos segundos solamente, hasta que se queden doraditas por fuera.

Si las tienes más tiempo de la cuenta se pueden romper y el interior, al ser tan cremoso, se saldrá.

Yo prefiero usar aceite de oliva ya que a altas temperaturas se degrada menos que otros aceites vegetales
Colócalas sobre un papel de cocina que absorba el aceite sobrante y ¡listas para comer!